REDUCCIÓN DE SENOS

La mamoplastia reductora es un procedimiento quirúrgico para reducir el volumen de los senos. La resección del exceso de tejido mamario y piel otorga a los senos un aspecto más proporcional al cuerpo y está indicada cuando el aumento de los senos ocasiona dolor de cuello y espalda, estrías o lesiones debajo de la piel de los senos.

Este procedimiento está indicado en aquellas mujeres que presentan hipertrofia mamaria (senos muy grandes) y aunque puede ser realizada en cualquier edad, es aconsejable esperar que el desenvolvimiento mamario haya sido completado.

A pesar de que la mamoplastia reductora prioriza la reducción del volumen y alivio del peso para la paciente, el resultado estético es para mantener una forma redondeada, firme y lo más simétrica posible.

 

Duración:

La intervención suele durar entre 2 y 4 horas dependiendo de la técnica elegida y el tamaño de las mamas.

 

Anestesia:
La intervención se suele realizar con anestesia general acompañada de anestesia local. Las reducciones de menor tamaño pueden realizarse bajo sedación intravenosa sin necesidad de anestesia general.

 

Resultados:
Permanentes